Ocho trucos para mantenerte saludable estas vacaciones de Navidad

Desde la Comisión de Campus Saludable del TecnoCampus te damos algunos consejos para vivir estas vacaciones de Navidad de la manera más saludable posible:

  • 5 comidas al día. Realizar esta rutina alimentaria evita dejar pasar mucho tiempo entre comidas, cosa que disminuye la ansiedad para comer y evitar picar entre horas. Además, un almuerzo completo aumenta el rendimiento físico e intelectual.
     
  • Menús saludables. Sabemos que es una época de comidas con familia y en restaurantes y que es más complicado cuidarse. Aún así, te proponemos que te decantes por los menús con base de verduras, carnes magras, pescado o marisco y optes por ensalada, verdura o legumbres como acompañamiento. Y para los postres...una pieza de fruta! Horno, vapor y plancha siempre son maneras de cocinar más saludables que los fritos, los guisos y las salsas.
  • La sal, bien lejos. La sal provoca que tu cuerpo retenga más líquidos, y además aumenta el riesgo de hipertensión. Por eso, te recomendamos que en lugar de sal utilices productos como apio, especies o hierbas aromáticas para dar más sabor a tus platos! Por cierto, recuerda que la mayoría de alimentos precocinados y en conserva contienen un alto contenido en sal, de forma que, dentro de lo posible, evítalos!
  • Las tentaciones. Disfrutar de turrones, mazapanes y bombones, pero sin hacer excesos, es la clave para evitar ganar unos kilos de más esta navidad. Pruébalos y saboréalos, pero recuerda: sin excesos!
  • El alcohol. El vino, el champán y los licores acostumbran a estar presentes en las comidas navideñas, pero es importante no abusar de ellos. Tienes que tener en cuenta que el alcohol nos aporta un exceso de calorías vacías, es decir, su valor energético es muy alto y no nos aporta ningún nutriente beneficioso para nuestro organismo.
  • Mucha agua! Beber como mínimo ocho vasos de agua al día es un hábito muy beneficioso que se tiene que mantener durante las vacaciones de Navidad puesto que el agua fomenta el tránsito intestinal e hidrata el organismo. Además, también se pueden ingerir infusiones, sopas y zumos naturales, pero es mejor evitar los refrescos.
  • Y la báscula? Es cierto que no hay que obsesionarse con la báscula ni pesarse cada día, pero sí que es aconsejable controlar el peso de manera periódica durante las fiestas de Navida: un aumento considerable de manera repentina te puede servir como señal de alarma!
  • Ejercicio. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda practicar como mínimo treinta minutos de ejercicio físico cada día. Realizar ejercicio te ayudará a digerir las comidas copiosas y a mantener la energía durante estos días. Es conveniente utilizar un podómetro, siempre es una buena opción para pedirlo a los Reyes Magos o a Papa Noel. Y por último...propone a tu familia una caminata después de las comidad!